Quantcast
El tiempo en: El Puerto
Viernes 20/05/2022  

sociedad

Detenido tras robar en la tienda donde trabajaba para ir a un club de alterne

Manifestó que accedió a su lugar de trabajo estando de vacaciones, de madrugada y bajo los efectos del alcohol

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Esposas

La Policía Nacional ha detenido a un hombre que, durante sus vacaciones y en estado de embriaguez, entró de noche en la tienda de telefonía de la Comarca de Pamplona en la que trabajaba y robó un móvil y un reloj inteligente, valorados en 1.393 euros, que vendió inmediatamente para seguir tomando copas en un club de alterne.

Los hechos, ha informado la Policía Nacional en un comunicado, tuvieron lugar en febrero de 2022 cuando el responsable de una tienda de telefonía móvil de la Comarca de Pamplona denunció la sustracción de dinero en efectivo de la caja registradora y de dos dispositivos electrónicos del almacén de la tienda (un teléfono móvil y un reloj inteligente).

La investigación desarrollada por la Brigada Provincial de Policía Judicial de Navarra permitió comprobar que se trataba de un empleado de la empresa que había accedido al establecimiento de noche utilizando la llave que tenía asignada y la clave de desactivación del sistema de alarma.

Por ello, y como presunto autor de un delito de robo con fuerza, fue detenido. En su declaración, manifestó que accedió a su lugar de trabajo estando de vacaciones, de madrugada y bajo los efectos del alcohol.

Esa misma noche, vendió los dispositivos electrónicos robados y se gastó lo obtenido en copas. Debido a su estado de embriaguez, declaró, no podía recordar ni el sitio ni la persona a los que se los había vendido y, por tanto, los objetos no pudieron ser recuperados en ese momento.

El detenido fue puesto a disposición judicial, pero la investigación continuó abierta. En abril de este año, los agentes localizaron el terminal sustraído e identificaron a la persona que lo tenía en su poder, que fue detenido como presunto autor de un delito de receptación.

La investigación desveló además que, la noche en que se produjo el robo, el presunto autor del mismo se desplazó a un club de alterne y en el exterior se encontró con el segundo detenido, al que vendió el móvil sustraído por 300 euros.

Durante la tramitación de las diligencias, también fue recuperado el reloj electrónico, que fue entregado por el segundo detenido, quien manifestó que lo había comprado por 100 euros. 

TE RECOMENDAMOS